Jueves, 01 de Diciembre 22, 17:48
Bienvenido(a) Visitante | RSS

Zona Positiva

Blog

Inicio » 2022 » Enero » 12 » Síndrome de Wendy y Peter Pan
00:04
Síndrome de Wendy y Peter Pan

El síndrome de Wendy y Peter pan. Este no tan conocido síndrome afecta, por lo general, de forma muy diferente a mujeres y hombres.

El síndrome de Peter Pan

A estos hombres les cuesta comprometerse emocionalmente. Se entusiasman rápido, pero no son constantes. Y tienen un gran encanto que les permite salir de situaciones comprometidas. Además, les gusta traspasar los límites y divertirse, pero no son capaces de asumir las consecuencias. Por esta razón, necesitan a su contraparte para poder mantener su estilo de vida.

El síndrome de Wendy

Las personas con el síndrome de Wendy suelen ser mujeres, educadas en un ambiente machista. Tal como en el conocido cuento, siempre cosen la sombra de Peter Pan cada vez que este en sus desmadres la desgarra, para que así pueda seguir siendo tan carismático, despreocupado y divertido. Es decir, son mujeres que van con este tipo de hombres arreglando sus desaguisados. Se las enseña que todo lo que hagan está bien, y que son ellas quienes tienen que arreglar todo lo de la casa para que todo tenga su equilibrio. En cierto modo, Wendy también necesita a Peter Pan. A causa de su miedo al rechazo y al abandono, carecen de fuerza para controlar su propia vida. Por lo general, el origen de estos miedos se encuentra en el pasado familiar. Y es por ello que intentan compensar la falta de una figura adulta responsable en su niñez que hizo que se sintiera sola y desprotegida.

El Síndrome Wendy puede darse en mujeres y hombres

Son niñas o niños buenos que actúan tratando de adaptarse mejor a las peticiones externas (sobre todo si son familiares) y tienden a eclipsar sus propios deseos, dando más valor a las necesidades de los demás. Este último comportamiento es muy importante porque es lo que cuesta la etiqueta de "egoísta e indiferencia" si no se comportan como los demás desean.

En esta dinámica prevalecen las siguientes emociones:

-Ansiedad: emoción que surge cuando la otra persona parece crítica, "malhumorada" o distante.

-Frustración.

-Sentimiento de culpa.

Las personas con Síndrome de Wendy tienen estas características:

-Se culpan a sí mismas cuando algo sale mal

-Creen que sus necesidades no son tan importantes como las de los demás.

-Dudan de sí mismas, incluso dudan de sus percepciones, sus conocimientos y sus creencias.

-Confían demasiado en los demás, incluso cuando alguien ha demostrado ser indigno de confianza.

-Son ingenuas.

-Creen que deben satisfacer las necesidades de los demás y que las suyas no son tan importantes

-Temen que, a menos que sean amables, no agradarán.

-Temen que si no son amables, otros no lo serán con ellas.

-Temen la confrontación y el conflicto.

-Temen ser rechazadas o abandonadas.

-Tienen miedo de ser excluidas de su tribu

-Tienen miedo de su ira.

-Tienen miedo de que si no son amables, los hombres no las protegerán y proveerán.

Ejemplos del Síndrome de Wendy

El padre de familia que prácticamente le hace todo a su hijo. Le despierta todas las mañanas para que no llegue tarde a la escuela o le ayuda en todos sus proyectos. Al final busca hacerle siempre la vida fácil.

El ama de casa que asume todas las responsabilidades en el hogar para que el marido y los hijos no tengan que hacerlo.

Un miembro de una pareja que asume todos los deberes y toma las decisiones

La persona, a causa de su miedo al rechazo, al abandono, a no sentirse querida, busca exageradamente agradar a los demás. Siente una gran necesidad de aceptación y aprobación que le lleva a querer ser imprescindible, por lo que evita que los demás se molesten y se esfuerza en complacer sus deseos.

¿Cómo solucionarlo?

Primeramente, la persona tiene que aprender a manejar el miedo al abandono y la soledad. La ansiedad, la culpa y la tristeza son sólo algunas de las emociones con las que hay que empezar a lidiar. Conseguir tolerar el malestar producido por los rechazos y aumentar la autoestima son otros aspectos a trabajar. También es necesario abordar la constante necesidad de aprobación y el perfeccionismo desmesurado.

Es importante que la persona aprenda a escuchar los problemas de los demás sin asumir la responsabilidad de sus vidas. Y darse cuenta de que no es necesario cargar con las tareas ajenas para ser útil y asegurarse la presencia de sus seres queridos. Llevarle la contraria a alguien por quien se siente afecto puede resultar muy difícil para una persona acostumbrada a agradar a los demás. De ahí la necesidad de desarrollar habilidades sociales y aprender a decir ¨no¨.

Fuentes: Rebelión Feminista, Esfera Psicólogos Madrid y Biodescodificación Emocional

 

Categoría: Psicología | Vistas: 120 | Agregado por: CRoWLeY | Valoración: 0.0/0
Total de comentarios: 0
Solamente los usuarios registrados pueden agregar comentarios.
[ Registrarse | Entrada ]
Menú
Facebook
Calendario
«  Enero 2022  »
LuMaMiJuViSaDo
     12
3456789
10111213141516
17181920212223
24252627282930
31
Nuestra encuesta
Calificar mi sitio
1. Excelente
2. Bien
3. Regular
4. Mal
5. Pésimo
Total de respuestas: 23
Estadísticas

Total en línea: 1
Invitados: 1
Usuarios: 0
Búscar